Los mejores juguetes para los hijos

con No hay comentarios

Los mejores juguetes para los hijosAl llegar estas fechas es muy frecuente que los padres me pregunten: ¿Cuáles son los mejores juguetes para mi hijo?, ¿qué juguetes estimulan más su inteligencia?, ¿debemos comprar sólo juguetes “educativos”?

El juego, entendido como una actividad recreativa, es tan antiguo como la propia Humanidad. El juego infantil y los juguetes han estado unidos a lo largo del tiempo. Se han descubierto peonzas de arcilla que datan del año 4000 a.C. en la antigua ciudad mesopotámica de Ur. Sabemos que los niños de la antigua Roma ya jugaban a las tablas y con muñecas de marfil y hueso; y que los sonajeros fueron considerados, desde la Antigüedad hasta el siglo XVI, una forma de proteger a los hijos de la mala suerte.

En la actualidad, las familias somos cada vez más conscientes de la importancia del juego y de ahí la necesidad de realizar una adecuada selección, meditada y compartida, de los juguetes que se comprarán en estas fechas, caracterizadas en ocasiones por el exceso.

Los mejores juguetes para los hijos

Los mejores juguetes

A la hora de comprar un nuevo juguete, tendremos en cuenta una serie de consejos:

  • El mejor juguete no tiene por qué ser el más caro, sino aquél que se adapta a la personalidad, la edad y la madurez de nuestro hijo o hija. Fijarnos en lo que le gusta y con qué se entretiene nos dará grandes pistas.
  • Una buena idea es buscar juguetes que faciliten la participación y permitan compartir actividades con otros niños y niñas. Recordemos que en ningún caso el juguete debe reemplazar algo tan fundamental en la vida de los niños y las niñas como es su capacidad de jugar con amigos, hermanos, padres, etc.
  • En general, es mejor comprar juguetes sencillos que desarrollen el pensamiento y estimulen su imaginación, en lugar de dárselo todo hecho. Cuantas más posibilidades de juego ofrezcan, mejor.
  • El juego y el juguete deben ser, ante todo, divertidos. Sin embargo, no debemos olvidar que leer, pensar o crear pueden ser una fuente inagotable de placer y, como tal, también deben estimularse entre los más pequeños.
  • Si después de haber puesto toda nuestra ilusión en la adquisición de un juguete, resulta que lo que más le gusta es jugar con la caja que traía, debemos respetar la capacidad de elección de nuestros pequeños y, ¡por qué no!, tumbarnos en la alfombra a jugar con ellos.

Los mejores juguetes para los hijos

¿Jugamos a matar?

Algunos especialistas consideran que no se debe permitir a los niños y niñas jugar con los denominados juguetes bélicos (pistolas, espadas, etc.), incluso aunque nos los pidan, porque estimulan la violencia. Otros, en cambio, coinciden en que prohibirlos tampoco es conveniente, ya que magnificaríamos su importancia, teniendo en cuenta, además, que un simple palo se convierte en una escopeta con algo de imaginación.

Entonces, ¿qué debemos hacer? En primer lugar, recordar que la fascinación por los juguetes bélicos suele durar sólo un tiempo, después del cual, y de manera espontánea, los niños y niñas suelen dirigir sus intereses hacia otro tipo de juegos. Aún así, durante el tiempo que dure el interés, es fundamental que hagamos ver a nuestros hijos que la violencia y la guerra no son la forma de solucionar los problemas, insistiendo en la idea de que es que sólo un juego (igual que sólo son películas) y que en la vida real debemos usar otras alternativas.

Los mejores juguetes para los hijos

¿Sólo las niñas juegan con muñecas?

La elección de juguetes estereotipados según el género preocupa a muchas familias. De estas preferencias tienen mucha culpa los medios de comunicación, pero también la sociedad en general, donde se siguen mostrando conductas diferentes para hombres y para mujeres.

Por otro lado, a algunos padres les sorprende que su hijo pida una muñeca o un peluche, o que su hija únicamente quiera jugar con coches y caminos.

En cualquier caso, si el juguete que nuestro hijo o hija desea tener no coincide con nuestras expectativas, debemos respetar sus preferencias infantiles y recordar que carece de relevancia que se tenga una muñeca, una cocinita o una pistola. Lo que verdaderamente influye en los niños y las niñas, a largo plazo, es el ejemplo que tengan de sus propios padres y madres.

Los mejores juguetes para los hijos

¿Cuántos juguetes necesita?

La mayoría de expertos aseguran que el número ideal de juguetes es tres. A partir de este número, nuestro hijo o hija puede empezar a dispersar su atención, e incluso a desmotivarse, porque tener tantos juguetes no le permite disfrutar de ellos ni sacarles todo el partido que ofrecen. Esto se puede traducir en una cierta sensación de vacío que les lleva a saltar de un juguete a otro sin pararse demasiado en ninguno de ellos. Muchos padres, al verlo, lo interpretan como una falta de interés hacia el juguete y terminan comprando aún más juguetes, con lo cual, en lugar de resolver el problema, lo acentúan.

Pactar con la familia el número y tipo de juguetes que regalarán, o esconder alguno para celebraciones posteriores, son algunos trucos útiles para evitar este exceso de juguetes que tan dañino puede llegar a ser.

Los mejores juguetes para los hijos

Divertidos y seguros

Sí, existen juguetes peligrosos. Por ello, es especialmente importante que leamos con atención las advertencias de seguridad e instrucciones de uso de cada juguete y nos fijemos en una serie de detalles que garantizan la seguridad:

  • Los juguetes para menores de 3 años deben ser lo suficientemente grandes para evitar que puedan ser tragados o inhalados. Además, tanto los juguetes, como sus piezas y envases, no pueden presentar ningún riesgo de estrangulamiento o asfixia.
  • Los movimientos de las piezas, así como sus aristas, salientes y fijaciones deben estar diseñadas de manera que reduzcan o eliminen los riesgos de lesión por contacto.
  • En general, los juguetes estarán fabricados con materiales que no se quemen al quedar expuestos accidentalmente a una llama o chispa y con materiales no tóxicos.
  • Si el juguete está destinado a llevar o mantener al niño en aguas poco profundas debe garantizar su estabilidad y seguridad.
  • Los juguetes que impliquen la entrada en su interior han de tener una salida de fácil apertura desde dentro.
  • En todos los juguetes debe figurar el marcado “CE” y ajustarse a los requisitos esenciales de seguridad.

Enlaces de interés: Fundación Crecer Jugando

Rosabel Rodríguez Rodríguez

Psicóloga y Dra. en Psicopedagogía 

Directora del Programa de atención a las Altas Capacidades Intelectuales (PACiS)

(link: www.altascapacidades-pacis.com)

Dejar un comentario