Mantener el peso a raya después de las fiestas

con No hay comentarios

Mantener el peso a raya después de las fiestasTras una Navidad repleta de copiosos menús, algún kilo de más, y a escasos días de la cena de Fin de Año y las comidas de Año Nuevo y Reyes, ha llegado el momento de seguir ciertas recomendaciones para finalizar las fiestas con el peso justo.

Lo primero que tendremos en cuenta es priorizar la calidad y comprar lo que vayamos a consumir estos últimos días sin que queden excedentes. Porque los turrones y polvorones que nos sobren y vayamos comiendo a lo largo del mes de enero serán los que nos engorden.

Es cierto que las comidas o cenas deben cumplir con las tradiciones gastronómicas propias de estas fechas, pero también lo es que podemos aligerarlas. Estos días, las protagonistas indiscutibles de las mesas son las proteínas, las grasas y los azúcares. Por tanto, en la siguiente o previa comida, podemos anular completamente las proteínas, las grasas y los azúcares y, en su lugar, consumir carbohidratos complejos únicamente con verdura, sin proteína ni grasas. Evidentemente, dejaremos los polvorones, los dulces y los turrones para la ocasión.

El menú de los días posteriores a las últimas celebraciones deben ser modestos y saludables, haciendo hincapié en los carbohidratos complejos, las frutas y las verduras.

el menú de los días posteriores a las últimas celebraciones sean modestos y saludables, haciendo hincapié en los carbohidratos complejos, las frutas y verdurasQuizá os parezca todo lo contrario, pero funciona. Ejemplo de platos que equilibran los menús son: arroz integral con verduras, cuscús con verduras, ensalada de arroz integral o legumbre, pasta integral con verduras, ensalada de quinoa… Y de postre, un yogur o fruta. Así de simple. Al introducir en la comida los carbohidratos complejos, haremos que la suma total del día no reste energía al aporte nutricional total, sino grasas y proteínas. Para compensar una comida abundante, cenaremos macedonia de fruta natural y un yogur.

También os animo a no alargar las sobremesas durante horas. La razón es que la suma energética puede  aumentar considerablemente con las interminables charlas y picoteo. Para bajar un poco la comida y la bebida, es aconsejable ir a pasear en compañía de la familia.

Otro consejo es que el menú de los días posteriores a las últimas celebraciones sean modestos y saludables, haciendo hincapié en los carbohidratos complejos, las frutas y verduras. Asimismo, disminuiremos en la medida de lo posible el consumo de proteínas, sin llegar a excluirlas del todo, pero priorizando las proteínas vegetales y los pescados.

Recordemos además que activar la actividad física siempre será un excelente aliado para mantener nuestro peso a raya.

Aprovecho para desearos un feliz Año Nuevo.

Montse Alives

Montse Alives

Técnico en dietética y nutrición

Dejar un comentario