La reina ansiedad

con No hay comentarios

Estas semanas somos muchos los que vivimos inmersos en un sprint con el inicio del verano. Y casi todos vamos con prisas por cerrar temas antes de vacaciones. Sin embargo, hay quien prefiere poner el foco en esos días únicos del año en los que podemos vivir sin reloj alguno. Es una buena defensa contra la Reina Ansiedad. La que nos pone en jaque durante todo el año, la que nos gana muchas partidas y campa a sus anchas sigilosamente con la inercia del día a día.

Ahora que los días son largos y el calor apremia, es fácil soñar con planes de verano y evadirse con pequeños placeres al aire libre. Cuando el ritmo afloja, de repente, la ansiedad gana terreno y ataca por la retaguardia…Y parece que te ahogas, que la angustia de un primer semestre movidito se embota en el pecho, que la aceleración te pasa factura y te bloquea con tal virulencia que el agotamiento te frena de golpe. En el momento más inesperado vives un ataque de ansiedad. No lo has visto venir, seguramente tenías un objetivo cortoplacista que aceleraba todavía más tu respiración.

Ahora que los días son largos y el calor apremia, es fácil soñar con planes de verano y evadirse con pequeños placeres al aire libre.

La recaída puede ser del todo evitable si amplias miras y reconoces dónde está el atasco emocional. Ardua tarea… para identificar los bloqueos busca cómplices y déjate arropar. Obsérvate a ti mismo desde diferentes prismas, que no te dé miedo mirarte al espejo. Tienes todo el verano por delante para plantearte qué objetivos te propondrás en el nuevo curso. Libera tensiones, relájate, y fluirá.

Aprovecha esta etapa de descanso para asentar una buena base hacia tu crecimiento personal. Y ahora, que los esfuerzos se dediquen a vivir plenamente el estupendo verano que estás a punto de estrenar. La “vuelta al cole” tendrá otro matiz si lo consigues!

Cristina Ramírez

Cristina Ramírez

Psicóloga sanitaria Col.11230. https://www.happysoul.cat

Psicólogo online

Dejar un comentario